La rubia semidesnuda rompe a patadas el cristal del parabrisas al coche patrulla de la Policía
La rusa participaba asistía a una fiesta en una piscina, cuando se involucró en una pelea de borrachos. La policía la detuvo y mientras pedía refuerzos, la encerró en el coche patrulla, pero ella no se conformó. Les rompió a patadas, con sus pies desnudo